Little Shop of Horrors

Hoy viajamos 30 años al pasado, en 1986 se adapto al cine el musical de Broadway «Little Shop of Horrors», basado a su vez en la comedia negra de serie B The Little Shop of Horrors, dirigida por Roger Corman en 1960. Estrenada con el mismo nombre (en España como «La pequeña tienda de los horrores») no tuvo un gran impacto en su salida a los cines, pero ahora está considerada una película de culto.  Funko nos llevará de vuelta a visitar pequeña tienda de los horrores en próximo mes de agosto.

La película trata sobre un despistado dependiente de una floristería llamado Seymur, enamorado de su compañera Audrie. Audrie a su vez sale con un sádico dentista. Un día, después de un extraño eclipse, Seymour compra una pequeña planta, a la que da el nombre de «Audrie II». Esta se convierte en una atracción para la ciudad al empezar a hablar y moverse. Lo que nadie sabe, salvo Seymour, es que este ser se alimenta de sangre humana.

Funko ha escogido a los principales protagonistas, Audrie II incluida, para formar parte de una serie de figuras Pop!. La colección presenta a Seymour sosteniendo a una pequeña Audrey II,
la planta devoradora de hombres, al interés amoroso de Seymour, Audrey, y a su novio, el salvaje dentista Orin Scrivello.
Por su parte Audrey II llegará en versión regular y «Chase«, está última con su boca manchada de sangre tras alimentarse.

Exclusiva solo habrá una por el momento. En ella vemos a una adorable Audrey II cuando aún era bebe y crecía dentro de una lata de café. Esta se encontrará solamente en tiendas de la cadena americana Target.

Además de la serie de figuras Pop!, Funko pondrá a la venta un peluche de 12″ dentro de su línea Super Cute Plush. A la venta solamente en tiendas Hot Topic.

SuperCute Plush: Little Shop of Horrors- 12" Audrey II

En pleno verano llegará a vuestras tiendas de confianza la interpretación de Funko de está divertida comedia musical. Los más jóvenes quizás no la conozcáis, pero seguro que los que, como quien os escribe, tenemos algunos años a nuestras espaldas, la recordamos con una sonrisa en nuestras caras.